Editorial: Hacia un irreversible Umbral de Catástrofe.

Por Jorge Villavicencio para Radio Cardinal.

Las voces de organizaciones ambientalistas, de asociaciones científicas y de muchos hombres comunes, que compartimos las vivencias con los más de 7.000 millones de almas aquí en la Tierra, percibimos desde hace muchos años que algo huele muy mal en la atmósfera del Tercer Planeta.

Millones de personas utilizan diariamente una de las máximas herramientas de comunicación creadas por la sociedad humana, sólo para exaltar su progenie, desconociendo que muchas de sus fotografías podrán ser historia en 70 años…

Los sucesos climáticos, la extinción de cientos de especies y una serie de alertas ambientales, son más que suficientes para percibir que la vorágine de ciertos acontecimientos se puedan precipitar rápidamente.

Ahora otra prestigiosa organización como lo es Massachusetts Institute of Technology, de los EEUU, mencionó una aterradora predicción y expresó que el exceso de emisiones contaminantes podría desequilibrar el ciclo del carbono que hace posible la vida en la Tierra y alertó sobre las consecuencias de superar -lo que ellos denominan- el «umbral de catástrofe».

El MIT publica una investigación con pronósticos realmente preocupantes, aseguran que -de mantenerse el ritmo actual de emisiones de dióxido de carbono- en el año 2100 podría comenzar un período de extinción por razones ambientales, que produciría el exterminio de casi todos los
seres vivos del planeta.

El MIT asegura con proyecciones científicas, que en ese año, se acumularía en los océanos la pavorosa cantidad de 310 gigatoneladas de carbono, que rompería con el proceso natural biogeoquímico, a través del cual este elemento se intercambia con la atmósfera, desatando así, una inestabilidad marcada para los procesos vivos en la tierra, entre ellas la humana.

Lo lamentable sobre todas estas alertas, es que los políticos que gobiernan las naciones más poderosas del mundo, con la anuencia de empresarios que mantienen niveles de avaricia a niveles paroxísticos, no tienen el mínimo interés en abandonar sus prácticas a todas luces suicidas para la especie humana.

Esto me hace recordar una secuencia de una película ya de culto. El diálogo que mantienen el Agente Smith y Morfeo, de la clásica zaga Matrix:

El hecho es que miles de científicos ya han alertado hasta el cansancio sobre las previsiones de nuestro futuro cercano y nada se hace para detener esta carrera suicida… Estimo que la única forma es comenzar todos los ciudadanos del planeta a luchar y exigir que los gobernantes tomen decisiones para nuestra supervivencia futura. Contamos con herramientas como lo son las redes sociales para unirnos e intentar frenar esta catástrofe. Dejemos de utilizar Internet sólo para subir la milésima foto de nuestra progenie y dedicarnos efectivamente a organizarnos en detener esta barbarie, ¿o tal vez tu sólo prefieras seguir con el contoneo de tu genética, subiendo más y más instantáneas de tu prole?

Entonces, sigue haciéndolo, pero… apúrate a tu descendencia le quedan algo más de 70 años.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.